sábado, 1 de agosto de 2009

Nuevos valores (I): Marta Querol y "EL FINAL DEL AVE FÉNIX"

Las musas han regresado, y han derramado dulce nectar y ambrosía sobre mis oídos, llenándome de sueños... ¡Espera! ¿Como en Hamlet?¿Vitriolo?¡Oh,musas traidoras!

Hola a todos. Bueno, parte de la inspiración creativa es que de repente se va, y de repente vuelve. El nudo argumental que me tenía atascado a 20 páginas del final de mi corrección se está disolviendo. Tengo un capítulo nuevo, y una idea. A ver si salgo del embrollo. Voy a modificar el final de la novela.

A la Agencia le parecía bien Pero, una vez que las musas me ha visitado, a mí ya no tanto. El cambio que voy a hacer es mejor. Quedará más intrigante. Estuve ayer empapándome de datos, ver cómo podía enfocar el nuevo final... y tengo el extremo del hilo que me sacará del laberinto.

Con lo que espero terminar la próxima semana, y luego podré descansar unos días mientras la Agencia lee la versión corregida EEDLA. Qué alivio.

Hoy estreno sección. He conocido a traves de la Blogsfera y Foros nuevos valores que ya han publicado sus primeras obra, y he podido leerlas. Creo que son valores prometedores, que merecen mi admiración por conseguir lo que yo todavía no he hecho: tener sus sueños sobre el estante de las librerías del país.


La novela que he leído es "EL FINAL DEL AVE FÉNIX" ( Editorial Centurione , de Marta Querol Benech y comprendo que fuera finalista del Planeta del 2007.



La obra fluye con total naturalidad y armonía desde el principio al fin. El prólogo te sumerge en las vidas de unos personajes que desde un principio, con gran maestría y habilidad, están muy conseguidos. Sus gestos, sus palabras, su psicología, van evolucionando desde su niñez hasta su madurez. Los acontecimientos narrados calan en el lector porque son totalmente creíbles; cualquiera puede reconocer a todos o parte de los personajes en su entorno cercano.

La psicología femenina es insuperable. Los personajes masculinos están totalmente logrados. Y aunque al principio puede parecer un poco confusa, la novela evoluciona hasta que al final, como con una revelación, surge el por qué del título, y todo cobra sentido.



Marta Querol muestra un absoluto dominio de los diálogos, rápidos, reales, sentidos, y de las descripción de las emociones. Los escenarios se dibujan como en una película.

Sólo pongo dos peros: hay un par de cabos sueltos argumentales menores, y esos acentos. ¡Ah, los acentos! En varias palabras, de forma reiterada, el corrector de textos ha hecho de las suyas. Supongo que se corregirá en la próxima edición.

Una obra fresca y diferente para leer este verano (también para el resto del año). Muy recomendable. ¡Y es su primera obra! Esta escritora amena y simpática dará que hablar en unos años. Actualmente trabaja en su segunda novela.

9 comentarios:

B. Miosi dijo...

Conozco a Martha, es un gratísima persona, y ha luchado duro para poder publicar su primera novela. A veces pensamos que es suficiente quedar de finalista en estos grandes premios, pero parece que no es así.

No he tenido la oportunidad de leer sino el primer capítulo de El final del Ave Fénix, en la web de la editorial, y me ha parecido muy interesante, yo también le auguro un buen futuro como escritora.

Eres un buen compañero, Blas, al ocuparte de los trabajos de los amigos, habla muy bien de tu persona, y espero que ese nuevo final que estás escribiendo de tu novela deje satisfecha a la agencia.

Suerte!
Blanca

Deusvolt dijo...

Hola, Blas
Ya he visto tu comentario en BBVV pero no podía dejar pasar la oportunidad de decirte lo mismo que B. Miosi: que ha sido muy bonito lo de hablar de Malube. Opino lo mismo que Blanca: eso habla muy bien de ti como persona y también como compañero. Yo, ahora mismo solo soy un autor novel que no ha conseguido publicar, pero el otro día fui a la presentación del último libro de Patrick Ericson y me encantó que las veces de Cicerone corrieran a cargo de Jerónimo Tristante. Verlos allí a los dos charlando animadamente, con alegría, admiración y respeto mutuo, teniendo en cuenta además que sus trabajos tocan géneros cercanos o iguales, dice mucho de ellos. Por eso pienso, que, con lo difícil que es publicar y abrirse camino en nuestro días, es hermoso que al menos, los que empezamos nos apoyemos los unos a los otros.
Lo dicho, un saludo.

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Blanca, el libro me gustó y me enganchó por sunarración progresiva. El mérito es para la escritora, para Marta, que sé que está esperanzada con su segunda novela, ya que una agente le dijo que se comprometía a valorarlo seriamente.

También he leído TU libro... será el siguiente.

Un saludo

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Sergio. ¡Gracias por pasarte! Me parecía necesario. No soy el primero que alaba el libro de Malube, ni el primero que lo postea en su Blog, y seguro que no seré el último. Será por algo.

Ya tengo una musa revoloteando... ¡Habrá que aprovechar para escribir unas líneas!

Un saludo

Malube dijo...

Pues que voy a decir yo, Blas, que me has dejado sin palabras y que te agradezco de corazón que me hayas considerado el comentar mi libro en tu Blog. Es curioso el mundo virtual que crea lazos invisibles de afecto y agradecimiento; y el literario que aunque es una pequela selva, se encuentra uno con muchas más almas generosas de las que siempre escuchó que habían.
Gracias, y que el final de tu libro sea redondo.
Ah, lo de los correctores... Ejem, no hubo corrector,que le voy a hacer. A mí novela le faltó el magnífico trabajo que estás haciendo con tus agentes. Fue mi primera obra y necesitaba una guía que no tuve. Pero también es una experiencia.
Un fuerte abrazo. Nos leeremos.

Deusvolt dijo...

Gracias a ti, Blas. Aunque hasta ahora no he hecho comentarios, suelo pasarme cuando tengo un día de esos en los que "navego" por la Red. Me alegro de que las musas hayan vuelto a hablarte. El lapsus entre que se van y vuelven resulta tedioso e inquietante. Pero, gracias a Dios siempre vuelven.
Un saludo.

g.l.r. dijo...

Hola, Blas. He estado curioseando por tu blog y lo he disfrutado mucho. Si me lo permites, lo frecuentaré. Veo además que Blanca es una seguidora tuya, y eso es ya suficiente aval como para hacerme asiduo.
Enhorabuena por tu blog, y gracias por recordar lo de Hemingway.

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola G.L.R, bienvenido, y gracias por tu comentario. Intento que el Blog sea ameno e interesante, aunque no dispongo de mucho tiempo para dedicarle.

Un saludo

Anónimo dijo...

No quiero ser pájaro de mal agüero ni pretendo desanimar a ningún creador, artista o persona ilusionada. Toda persona es capaz de escribir un buen libro porque tiene experiencias e imaginación, entre otras dotes, como disponer de dedos para aporrear el teclado. Pero no es suficiente: es necesario aprender a escribir. Para ser torero, por ejemplo, no basta con ser valiente: si no sabes agarrar el capote terminarás en la arena más pronto que tarde. Aprende a escribir primero. Aprende a colocar las comas en su sitio. Usa verbos que valgan la pena, que se ajusten a la historia y no procedan del lenguaje periodístico o de ciertas ramas de la ciencia muy alejadas de la novela que intentas desarrollar. Por favor, pido esfuerzo, seriedad y sentido común. Nadie en su sano juicio compra un disco de un cantante cuya voz desafina como cuchillas. Repito, y lo digo de buena fe, porque quien bien te quiere, te hará llorar: no esperes compasión del gran público o de una editorial si no sabes escribir o lo que escribes no interesa. Aprende la lengua primero, a escribir después, y cuando tengas experiencias y una historia que valga la pena, ¡adelante y mucho ánimo!