sábado, 26 de febrero de 2011

Carta de un lector

Estimado Blas:

En primer lugar, perdón por el tuteo; en segundo lugar, ENHORABUENA por la magnífica novela que has escrito.

EL ESCLAVO DE LA AL-HAMRA es una obra que ha llegado a las librerías, a nuestras bibliotecas, y sobre todo a nuestro corazón en el momento adecuado, máxime estando tan cercano los fastos de nuestros mil primeros años.

Desde el primer momento te engancha, y ya no quieres dejar a Ibn Zamrak, Ahmed, Aixa y tantos personajes. Las ambientaciones de la Granada nazarí son igualmente creibles, transportándonos al Generalife, Patio de los Leones, Albaycín...
Es un homenaje a tantos y tantos estudiosos del Conjunto Monumental de la Alhambra y Generalife, así también veo yo el proceso de recreación histórica que has llevado a cabo.

Yo soy historiador y paisajista (ingeniería agrícola) (jardinería histórica), madrileño de nacimiento y granadino de adopción. He colaborado en diferentes revistas, web, fundaciones, etc en la vocacional tarea de divulgar el Arte del Jardín, el Patrimonio Cultural de "nuestra Granada", y otras cosas vinculadas siempre con el mundo de las Humanidades.

Pues bien Blas, sería un honor poder conocernos en la ciudad de la Alhambra, y charlar.
Nuevamente, un cordial saludo.


RESPUESTA AL LECTOR:

Estimado *********:

Gracias por tus palabras de elogio. ¡Qué puedo decir!. Sin la labor callada de investigadores, arqueólogos, historiadores, conservadores... no podría haber escrito la novela. Por ellos, la Alhambra existe, ése es el auténtico milagro.

Siempre me ha parecido increíble la enorme historia que la Alhambra tiene tras de sí, y el poco eco que ha tenido en el mundo de las letras. He querido rescatar Granada del olvido; tenemos en nuestra ciudad un pasado y un patrimonio histórico que ya quisieran otros, y tenemos que darlo a conocer.

Entre semana estoy "exiliado", y los fines de semana se me hacen cortísimos. En estos momentos trabajo en las correcciones finales de mi segundo libro y en otros dos proyectos más, que me tendrán absorbido hasta mediados de mayo. Tomo nota, y te emplazo a charlar más adelante, cuando mi agenda lo permita.

Sólo a través de vosotros, los lectores, podemos conocer los que escribimos si hemos conseguido nuestro objetivo: sumergiros en una época pasada y provocaros asombro, tristeza, alegría y esperanza con nuestros personajes. Sigo aprendiendo; vuestras palabras son motivo de aliciente y también de reflexión, y por eso, te agradezco enormemente tu opinión. Me indica que, quizás, voy por buen camino.

Un cordial saludo:

Blas Malo

10 comentarios:

Salvador Felip dijo...

La verdad es que cartas como esa son las que te levantan el ánimo y te llevan a enfrentarte a una nueva novela con más ilusión si cabe.

Siempre es de agradecer que los lectores te hagan llegar sus impresiones y, sobre todo, cuando la novela parece que les ha tocado la fibra sensible, como a este lector.

Como dices en tu respuesta Blas, será que lo estás haciendo bien.

Enhorabuena y un saludo

Sergio G.Ros dijo...

Pues es fantástico recibir una carta de un lector, debes sentirte superfeliz y orgulloso. No es para menos, Blas. Un abrazo.

Lola Mariné dijo...

Es estupenda ese feed back inmediato que podemos recibir de los lectores, anima a seguir adelante ¿verdad?
Feliz semana, Blas.

B. Miosi dijo...

Lo más bonito de escribir es que los lectores sientan la necesidad de decirte cuánto han disfrutado con tu novela.

Muy buena la carta, Blas, y celebro que la hayas compartido con nosotros,

Besos,

Armando Rodera dijo...

Tienes que sentirte muy satisfecho y orgulloso, Blas. Debe ser maravilloso poder sentir esas sensaciones que tú estás viviendo en estos momentos.

Magnífico detalle, amigo. Gracias por compartirlo con todos nosotros.

Un abrazo.

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Salvador. Sin los lectores un escritor no puede progresar y mejorar, ya que los lectores le danuna cosa importantísima: perspectiva.

Un saludo

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Sergio, te da ánimos y ayuda a que las correciones no se hagan cuesta arriba.

Un abrazo

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Lola, sí, super emocionante y satisfactorio. Con cartas así uno se plantea cosas.

Un abrazo

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Blanca, si los lectores disfrutan es una buena señal. ¡Ah, sí, uno se siente bien sabiendo que los lectores se emocionan con las palabras de uno!

Un abrazo

Blas Malo Poyatos dijo...

Hola Armando, emociona y da fuerzas. Es algo fantástico.

Un abrazo